¿Sabías qué el consumo de agua en una vaca para producción de carne es de 3 100,000 litros?

       El sistema de crianza toma en promedio tres años antes de que el animal sea sacrificado para producir unos 200 kg de carne deshuesada. Durante este tiempo consume cerca de 1,300 kg de granos (trigo, avena, cebada, maíz, chicharos secos, harina de soya y otros granos pequeños), 7,200 kg de forrajes (pastos, heno seco, ensilaje y otros), 24 m3 (24,000 litros) de agua para beber y 7 m3 (7,000 litros) de agua para mantenimiento. Esto significa que para producir un kilogramo de carne de vacuno deshuesada, se utilizan alrededor de 6.5 kg de grano, 36 kg de forrajes y 155 litros de agua (sólo para consumo y mantenimiento). La sola producción de los granos necesarios como alimento requiere de 15,300 litros de agua en promedio.(1)

Así como el ejemplo anterior, es importante analizar todo lo que nos rodea y tener en cuenta la cantidad de agua disponible a nivel mundial.

Como se sabe, el 71 % de la Tierra está cubierta de agua; esto parecería suficiente para las necesidades de los habitantes de la Tierra, pero el 97.5% es salada, mientras que el agua dulce que está en casquetes polares, glaciares y nieve permanente corresponden al 1.74%, las aguas subterráneas al 0.76% y un porcentaje del 0.032% está en la humedad de la tierra, lagos, atmósfera, agua de pantanos, ríos, por lo que en realidad sólo tenemos acceso, los 7 400 millones de habitantes ¡al 1% del agua total!


 En los últimos 30 0000 años no ha habido cambio en la cantidad de agua, 1,386 000 000 km3, pero el aumento de la población, los índices de contaminación y el impacto del cambio climático se han modificado de manera alarmante, por lo que se considera que para el año 2030 el 50% de la población mundial, tendrá problemas muy serios para conseguir agua.


Pero, ¿qué es la huella hídrica? es un indicador de uso del agua que tiene en cuenta tanto el consumo directo como el indirecto por parte de un consumidor. Es toda el agua que utilizamos en nuestra vida diaria para producir nuestra comida, en procesos industriales y generación de energía, así como la que ensuciamos y contaminamos a través  de esos mismos procesos.

Prácticamente en todo lo que tiene que ver con nuestra vida, se utiliza agua. Ahorrar y usarla eficientemente es algo que hemos escuchado por muchos años: cerrar la llave mientras nos enjabonamos, no lavar autos con manguera y usar solo un vaso para lavarnos los dientes. Sin embargo, el agua de consumo doméstico (aquella que vemos correr frente a nuestros ojos mientras lavamos nuestras manos, los platos, regamos el jardín, o la usamos en casa) es solo el 4% del agua que utilizamos en nuestras actividades diarias.(2)

Al intercambiar productos y servicios, también se intercambian grandes cantidades de agua. Lo que comemos en un día, la ropa que usamos, la energía que consumimos, y todos los productos con los que estamos en contacto requirieron agua en distintas cantidades para su creación, producción o generación. Por esto, al comercializar productos, también estamos comercializando el agua que implicaron sus procesos productivos.


El agua que es usada a lo largo de la cadena de procesos para elaborar un producto final pero que no está presente en él, es lo que se considera como agua virtual y es parte de la huella hídrica.

A continuación se presentan algunos ejemplos del consumo

de agua en la producción de un producto:(3)

La huella hídrica de una persona se obtiene de sumar la huella hídrica de todos los productos, bienes y servicios que consume y utiliza.

 

El consumo de agua por persona en los países desarrollados puede alcanzar los 400 litros diarios frente a los 25 que se consumen en las zonas del África subsahariana o los 80 litros que recomienda la OMS para las necesidades vitales de higiene personal. En México el promedio es de 135 litros.

A nivel mundial la huella hídrica promedio es de 1 385 000 litros per cápita por año. Para hacernos una idea de la cantidad de agua que se consume en los países, tenemos los ejemplos de España, con una huella hídrica de 2 325 000 litros al año por persona, o de EEUU con 2 500 000 litros per cápita por año. La huella hídrica promedio de México es de 1 978 000 litros por habitante por año; superior al promedio mundial.


La escasez de agua afecta ya a todos los continentes. Cerca de 1 350 millones de personas, casi una quinta parte de la población mundial, vive en áreas de escasez física de agua, mientras que 500  millones se aproximan a esta situación. Otros 1 800 millones, alrededor de un cuarto de la población mundial, se enfrenta a situaciones de escasez económica de agua, donde los países carecen de la infraestructura necesaria para transportar agua desde ríos y acuíferos.

Por cada 10 personas en el planeta, 2 no tienen acceso a agua limpia, 3 tienen fuentes mejoradas y 5, tienen acceso permanente de agua en el hogar

Muchos de nosotros tenemos el agua en el grifo pero en África y Asia, la fuente más cercana se halla, en promedio, a 6 kilómetros de distancia y a 6 horas caminando para ir, llenar las vasijas con agua de dudosa calidad y regresar al hogar. Son lugares pobres y en ellos viven millones de personas.

Y para tener en cuenta…

VIDEO

ACTIVIDAD


[1]http://www.conagua.gob.mx/CONAGUA07/Contenido/Documentos/Infograf%C3%ADa%20Huella%20H%C3%ADdrica.pdf.

[2]http://www.huellahidrica.org/Reports/AgroDer,%202012.%20Huella%20h%C3%ADdrica%20en%20M%C3%A9xico.pdf

[3] Water footprints of nations: Water use by people as a function of their consumption pattern. A. Y. Hoekstra · A. K. Chapagain. www.waterfootprint.org

*Consultoría en Producción más Limpia y Eficiencia Energética

Comentarios

Atención: Los campos marcados con * son obligatorios.

Compartir

CONTACTO: 

 

Tel: 477.168.58.97

       477.235.56.45

Pintura en aerosol

Impermeabilizante Acriterm ACUAFLEX, el mejor del mercado